CBD para perros: Beneficios y efectos que produce

Al igual que los humanos, todos los animales vertebrados poseen sistema endocannabinoide (SEC) presente en todo el cuerpo distribuído a través del sistema nervioso central y periférico. Éste juega un importante papel en procesos tan importantes como la movilidad, las náuseas, el control de la temperatura, la inflamación, la gestión de la ansiedad y el estrés, el apetito, las emociones, las alergias o el aprendizaje, entre otros. Es por esto, que es posible emplear CBD en perros para tratar ciertas afecciones

¿Qué es el CBD para perros?

Los cannabinoides de la planta de marihuana son los que la dotan de sus efectos. Los más abundantes son el THC, con efectos psicoactivos; y el CBD, sin capacidad de alterar los sentidos. En el caso de los productos para perros, todos ellos contienen grandes concentraciones de CBD y un máximo de 0.2% de THC, por lo que no provocará efectos psicoactivos.

CBD para perros en golosinas

En el ámbito de la medicina veterinaria, los artículos más empleados son golosinas y aceite de CBD para perros. Por la facilidad del cálculo de las dosis y la rapidez de su efecto, el aceite cáñamo de CBD es el más utilizado y recomendado. Además, el proceso de fabricación de este aceite es diferente al destinado a las personas, pues se eliminan ciertos componentes que pueden ser perjudiciales para los perros. 

¿Cómo funciona el CBD en el organismo de las mascotas?

El sistema endocannabinoide se regula mediante fitocannabinoides que crea el cuerpo de manera natural. Estos compuestos activan los receptores CB1 y CB2 del sistema endocannabinoide ajustando varios procesos como el estrés, la temperatura, el apetito, y un largo etcétera, por lo que son imprescindibles para el correcto funcionamiento del organismo. 

El CBD, al entrar en el cuerpo, es reconocido por éste de forma similar a la que lo hace con los fitocannabinoides.  De este modo, es capaz de activar los receptores y actuar sobre el organismo a través de ellos. Esto ocurre igual en humanos y en perros al hacer uso del CBD.

Beneficios del CBD para perros

La mayoría de estudios realizados con CBD en perros se encuentran en fase preliminar, por lo que todavía no son concluyentes. Los dos dos beneficios confirmados en mascotas son en las enfermedades que causan convulsiones, así como en el tratamiento de la artritis; pero es muy probable que sea efectivo en otras afecciones:

  • Convulsiones: se ha demostrado que el CBD en perros es capaz de reducir la intensidad y la periodicidad de las convulsiones. 
  • Enfermedades inflamatorias: el CBD en perros posee propiedades antiinflamatorias por lo que se podría tratar las afecciones inflamatorias intestinales o la artritis con cannabidiol.
  • Enfermedades neurodegenerativas: los perros mayores pueden presentar un incremento de la ansiedad, trastornos en el apetito, desorientación, disminución de la vitalidad o alteración del sueño, entre otros. Éstos son algunos de los signos del síndrome de disfunción cognitiva que el CBD podría mejorar o evitar.
  • Cáncer: es conocido que el CBD contrarrestar algunos efectos de la medicación contra el cáncer en humanos y frena el crecimiento de las células cancerígenas. A falta de estudios que lo ratifiquen, se cree que el CBD podría aportar a los perros beneficios similares. 
  • Ansiedad: no todos los profesionales están de acuerdo en esta posibilidad, pero una parte de ellos cree que el CBD podría disminuir la ansiedad en los perros. 
  • Dolor: la acción antiinflamatoria del CBD es capaz de calmar el dolor inflamatorio que sufren los cannes por otras razones, como los dolores neuropáticos o los dolores crónicos. 

Posibles contraindicaciones del CBD en perros

Al igual que ocurre con el resto de medicamentos, cabe la posibilidad de que los perros tratados con CBD desarrollen leves efectos secundarios bajo una dosis inadecuada:

  1. Disminución de la presión arterial. Aunque es temporal y ligera, la mascota puede experimentar sensación de mareo durante cortos periodos de tiempo. 
  2. Somnolencia con dosis altas.
  3. Menos producción de saliva, lo que se traduce en una sensación de sed mayor en el canne.
  4. Incremento de la fosfatasa alcalina (ALP) en sangre. Ésta es una alzina hepática encargada de eliminar algunos fosfatos (minerales y calcio empleado para mantener fuertes los dientes y huesos) de la zona. Una deficiencia de éstos es signo de enfermedad. 

¿Qué dosis de CBD es la recomendada para perros?

No existen unos parámetros universales que fijen la dosis adecuada para tratar a los perros con CBD, ya que no se ha estudiado lo suficiente este complemento como para establecer un estándar. Gotas de aceite de cbd para perros

Muchos de los productos de CBD para perros contienen un precepto donde recomiendan una dosis para artículo en concreto, pero no puede extenderse a todos los productos. Durante los estudios del efecto antiinflamatorio del cannabidiol en perros, se utilizaron dosis entre 2 y 8 mg/kg dos veces al día

Por su parte, el licenciado en veterinaria y experto en cannabis medicinal para perros, el Dr. Robert Silver, aconseja no utilizar más de 1mg por kilogramo de peso corporal del animal.

Aun así, la mejor opción para seguir un buen tratamiento con CBD para un perro es hacerlo bajo la supervisión de un profesional para garantizar la seguridad del mismo.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 2 Promedio: 4)