Tricomas ¿Qué son y para que sirven?


Aunque son muchas las especies vegetales que a lo largo de su ciclo vital crean tricomas, nos centraremos en los que realmente nos interesan, los que crean en su interior los cannabinoides responsables del efecto psicoactivo y medicinal que obtenemos al consumirlos.

Cuando fumamos un porro de Marihuana o fumamos mediante pipa, bong o vaporizador… estamos fumando los tricomas de la planta. Cuando consumimos hachís, BHO, o cualquier tipo de aceite o similares, estamos consumiendo los tricomas de la planta de cannabis.

Los tricomas están presentes en todas las sustancias derivadas del cannabis con efectos psicoactivos o medicinales. ¿No crees que seria importante saber un poco más sobre ellos?

tricomas sobre marihuana

¿Que son los tricomas?

Los tricomas son esas pequeñas glándulas que brotan principalmente por los cogollos y hojas cercanas a los cogollos de las plantas de Marihuana. Se componen de un tronco y una glándula, teniendo cierta similitud con un chupa chups o un hongo.

El tamaño de los tricomas es muy reducido, casi microscópico y a menud oes necesaria una buena lupa, microscopio o cámara digital con función de macro para poder apreciarlos.

Aunque las plantas de cannabis forman tricomas durante todo su ciclo vital, los que a todos los consumidores de cannabis nos interesan son los que se desarrollan principalmente durante el ciclo de floración.

macro tricomas

La planta de marihuana hembra forma cogollos durante su etapa de floración esperando ser polinizada y formas así semillas para reproducir la especie, es el ciclo natural de cualquier ser vivo. Los cogollos son muy susceptibles a los rayos ultravioletas, es por ello que durante el ciclo de floración es cuando más cantidad de tricomas se crearan en toda la planta, recubriendo los cogollos y las hojas cercanas.

Resina es el nombre que se suele dar a las agrupaciones de tricomas, cuando vemos una planta en floración cubierta de resina, en realidad estamos viendo una planta repleta de tricomas.

cogollo con tricomas

¿Para qué sirven los tricomas?

En realidad los tricomas son glándulas que la planta segrega a modo de defensa. Con estas glándulas se protege de los rayos ultravioleta, de los insectos y de cualquier agresión externa que de forma natural pueda dañarla.

Además los tricomas son los responsables de que cuando consumimos Marihuana podamos experimentar esos característicos efectos psicoactivos o medicinales.

En las glándulas de los tricomas es donde se almacenan los cannabinoides, como el THC, THCV o el CBD, responsables directos de los efectos psicoactivos y medicinales del cannabis. También se encuentran dentro de esas glándulas los famosos terpenos, responsables del sabor y aroma que cada planta tiene.

Así que aunque para la planta sean un mecanismo de defensa natural, para nosotros los consumidores es la razón de los efectos que obtenemos al consumirla.

Además, también sirven para indicarnos cuando una planta está madura, cuando puede ser cortada / cosechada para pasar a secarla / curarla. Puedes encontrar más indo aquí: Cuando cortar las plantas de Marihuana.

tricomas transparentes

¿Qué ciclo vital tienen los tricomas?

Los tricomas se forman en mayor o menor cantidad sobre las plantas de Marihuana cuando estas comienzan el ciclo de floración. Durante el ciclo de crecimiento también forman tricomas, pero en cantidades muy pequeñas.

Los tricomas pasan por cuatro fases durante su ciclo vital, siendo muy importante tenerlos controlados cuando se acerca el final de la cosecha ya que ellos nos indicaran cual es el momento perfecto para cortar.

Al nacer los tricomas son transparentes, después evolucionan adquiriendo un color banquecino / lechoso, al madurar adquieren un color miel y cuando se pasan de maduración adquieren un color negro o marrón muy oscuro.

  • Tricomas transparentes: La planta aun está en desarrollo, formando tricomas y engordando cogollos.
  • Tricomas blancos: La planta está casi en su punto óptimo de cosecha, los tricomas están llenos de cannabinoides.
  • Tricomas maduros (color miel): La planta debe ser cosechada, el THC y otros cannabinoides se transforman en CBD.
  • Tricomas muy oscuros – negros: La planta ha madurado demasiado.

tricomas en cannabis

Si disponemos de un microscopio o lupa, debemos fijarnos en el porcentaje de tricomas maduros de nuestra planta. Cuando aproximadamente un 15% de los tricomas están maduros, adquiriendo ese característico color miel mientras que el resto están blancos, es el momento óptimo de corte.

tricomas blancos

Los tricomas transparentes apenas contienen cannabinoides, están en plena formación y cortar una planta con una amplia mayoría de tricomas transparentes es un completo desperdicio.

Los tricomas blancos contienen en sus glándulas una gran cantidad de cannabinoides, principalmente THC. Mientras que los cannabinoides maduros (color miel) contienen menos THC que los blancos pero más CBD.

tricoma marron

Los tricomas muy oscuros o negros están pasados y no aportaran nada al consumo.

También podréis ver en ocasiones tricomas rojos, bien con el pie / base roja o completamente rojos. Estos tricomas se dan principalmente en las variedades purple, las plantas de cannabis que adquieren tonalidades rojizas durante la floración.

Los tricomas rojos no indican nada, debemos basarnos en el color de la glándula (transparente, blanca, miel o negra) al igual que con los tricomas normales. La tonalidad roja que adquieren es simplemente por la propia genética de la planta.

Algunas variedades muy especificas de Cannabis y bastantes variedades dentro de las catalogadas como Autoflorecientes… en ocasiones no siguen estos patrones de madurez en los tricomas.

tipos de tricomas

¿Cuantos tipos de tricomas existen?

Teniendo en cuenta que muchas especies vegetales crean tricomas al igual que el cannabis… suponemos que habrá miles de tipos e tricomas, aunque obviamente no todas las especies vegetales ofrecen efectos psicoactivos o medicinales.

Las plantas de cannabis tienen por lo general tres tipos de tricomas que podemos identificar claramente:

  • Tricoma normal: Formado por tronco y glándula, con forma de chupa chups.
  • Tricoma glandular: Formado simplemente por una glándula, sin tronco / pie.
  • Tricomas no glandulares: Formados por un tronco pero sin glándula.

El tricoma normal es el que hemos mencionado anteriormente, el que contiene una gran cantidad de cannabinoides y el que nos indica cuando podemos cortar la planta. Se desarrolla en gran número durante la etapa de floración, cubriendo cogollos y hojas cercanas.

El tricoma glandular se forma en medidas muy inferiores a los tricomas normales, por lo general aparecen en cualquier fase del ciclo de planta. Son más comunes en el envés de las hojas y contienen pocos cannabinoides.

El tricoma no glandular es el que cubre prácticamente todo el tallo y ramas, si lo miramos con un microscopio veremos que tiene forma de “pelo” o “garra”. No contiene cannabinoides y su función es proteger a la planta de factores externos.

macro de un tricoma

¿Podemos manipular los tricomas?

Debemos tener presente que una mayor cantidad de tricomas no siempre supone un efecto mayor o mejor, ya que el número de cannabinoides depende más de la genética de cada variedad de Marihuana.

No obstante apreciar una gran cantidad de resina sobre la planta, es un síntoma muy positivo. Ya que apreciar una baja cantidad de tricomas supone un bajo nivel de cannabinoides.

No podemos manipular los tricomas físicamente, es decir, no podemos hacer que creen mas THC o CBD, pero si que podemos estimular a la planta de Marihuana para que cree un mayor número de tricomas, lo que nos garantiza un mayor número de cannabinoides.

En este artículo explicamos paso a paso como hacer para que nuestras plantas de Marihuana resinen mucho más, de forma sencilla y sin utilizar ningún químico: Cómo aumentar la potencia y el sabor de las plantas de Marihuana